8 claves para superar una videoentrevista de trabajo con éxito

Si aspiras a un trabajo en remoto o híbrido, es muy común que la entrevista de trabajo que vayas a realizar sea a través de una videollamada. También se comienza a usar mucho para procesos de elección de puestos presenciales. Puede que esta modalidad te inquiete más que la tradicional, por ello aquí tienes los aspectos más importantes a tener en cuenta para enfrentarte a ella.

Hay determinados puntos que debes cuidar más que en una entrevista presencial y es fundamental que pongas atención a algunos detalles concretos.

“Las videoentrevistas se han convertido en la primera toma de contacto directo con los candidatos después de superar el filtro del currículum”, explican desde Hr Bot Factory, una startup especializada en la automatización de reclutamiento que realiza entrevistas a través de videoconferencias. A veces, después de estas, llega una entrevista presencial y en otras ocasiones este será el único contacto previo a la decisión de ser contratado o no. Sea como sea, tienes que aprovechar la oportunidad y sacarle partido siguiendo estos consejos.

1. Trastea la plataforma de la videoconferencia y haz una prueba

Da igual a través de qué plataforma se vaya a realizar la entrevista: Zoom, Skype o Google meet, por ejemplo. Es importante que te familiarices con ella y te habitues a su uso y las opciones que ofrece como, por ejemplo compartir pantalla o silenciar el micrófono. 

Para desenvolverte mejor, haz una prueba en la aplicación con un familiar o amigo. Así te quedarás tranquilo y no te enfrentarás por primera vez a la plataforma. Puedes aprovechar también esta ocasión para comprobar la posición de la cámara y el enfoque que esta recoge.

2. Identificación

Da igual que estés registrado previamente o que lo hagas por primera vez. Pon mucha atención en la identificación que se muestra y el nombre de usuario, porque no será nada serio que deje ver, por ejemplo, tu nombre de pila. Esto puede dar una imagen descuidada y equivocada de ti.

3. Ten varios dispositivos a mano “por si acaso” 

Además de prepararte tú para la entrevista tienes que hacer lo mismo con los dispositivos. Sí, en plural. Y es que es mejor que tengas más de uno a mano por si ocurre algún imprevisto o fallo. 

Usa el ordenador, tablet o móvil y asegúrate de que todos ellos tienen batería y buena conexión a internet. Es mejor ser precavidos ante la posibilidad de que haya algún imprevisto y puedas llegar a perder la oportunidad de acceder a ese trabajo. Igualmente, si llega a haber algún fallo, que vean que tienes un “plan b” y te has anticipado a este habla de forma muy positiva de tus habilidades personales.

4. Elige bien el espacio

Lo más probable es que, de ser por videollamada, hagas la entrevista desde casa. Asegúrate de elegir bien el espacio para que aporte una buena imagen y además no haya distracciones. Si tienes despacho propio, perfecto. Si no es así, intenta que no se vea de fondo la cama, la cocina o a tu familia o compañeros de piso.

Trata de quedarte solo en casa a la hora de la cita y así evitarás posibles imprevistos, apariciones o ruidos indeseados. Acondiciona bien el lugar de modo que no haya ruido visual, la atención del entrevistador debe recaer sobre ti. Si tienes alguna pared libre o con una estantería no muy recargada, será un fondo perfecto. 

Además, es importante que te encuentres cómodo en el espacio y te aporte confianza para que puedas proyectar una imagen segura de ti mismo.

Otra opción que puedes plantearte es la de realizar la entrevista desde un espacio de trabajo profesional como un coworking. Un espacio como Talent Garden ofrece diferentes áreas en las que hacer una entrevista con total tranquilidad, sin interrupciones y aportando una imagen de seriedad.

5. Ensaya

Al igual que debes hacer una prueba en la plataforma es importante que te prepares bien la entrevista y la ensayes. Una buena manera de hacerlo es ponerse frente a la cámara del dispositivo que vayas a utilizar. Así, te verás a ti mismo hablando y gesticulando, eliminarás futuros nervios y practicarás el discurso, lo que repercutirá en una mayor probabilidad de demostrar una buena autoestima.

Otra buena idea es grabarte para repasar después cómo te muestras frente a la cámara. Prepara la entrevista y las posibles preguntas así como la información sobre la empresa y su funcionamiento. Puedes preparar un guión y algunos de los aspectos más comunes que preguntan son hablar sobre tus fortalezas y debilidades o cómo las situaciones más complejas que has superado en el trabajo

También es aconsejable tener tu curriculum a mano por si necesitaras consultar algún dato específico. De igual modo es bueno que prepares algunas dudas para plantear al reclutador, así mostrarás interés  y curiosidad por el puesto o la compañía y parecerá que te desenvuelves con naturalidad. 

6. Arréglate

Que la entrevista sea desde casa no significa que puedas ir en chándal o que tengas que arreglarte solo de la mitad para arriba. Vístete como lo harías si fuera presencial y hazlo en función al tipo de trabajo que es y la imagen que requiere.

La imagen que proyectas es aún más importante porque no va a haber un contacto físico. Por ello tienes que cuidar los detalles y la ropa es uno de ellos que puede hablar de ti más allá de tu propio discurso.

7. Sé puntual

En este sentido, cuentas con la ventaja de que te ahorras el proceso de llegar a un lugar, coger el transporte público, pillar tráfico o tener que aparcar. Así que no tienes ninguna excusa para llegar tarde a la cita.

Sé puntual y estate preparado unos minutos antes. De hecho, algunas plataformas como Google Meet te permiten entrar a la sala virtual de la entrevista con antelación.

8. Intenta ser natural

Es normal que el hecho de que la entrevista sea por videollamada pueda ponerte nervioso o te intimide. Trata de ser natural, tras la pantalla, hay otra persona igual que tú que espera un trato personal. No intentes fingir quien no eres, si has llegado hasta aquí es porque les gusta lo que han visto hasta ahora. 

Cuida el lenguaje y la expresión corporal, pero recuerda que no eres un robot y no tienes que aparentar serlo. Date a conocer, tal y como eres y aporta tu perspectiva sobre las cuestiones que te planteen. 

Si cumples con todo esto tienes parte del éxito asegurado y tendrás las mismas ventajas o incluso más que si la entrevista fuese de manera presencial. 

5 septiembre 2022

Suscríbete a nuestra newsletter

Mantente al día de nuestras novedades